8.9 C
Cusco
jueves, febrero 25, 2021
Inicio Actualidad GOBIERNO REGIONAL ACLARA INFORME DE CONTRATALORíA SOBRE IMPLEMENTACIÓN DE ACCAMANA

GOBIERNO REGIONAL ACLARA INFORME DE CONTRATALORíA SOBRE IMPLEMENTACIÓN DE ACCAMANA

Deslindan además con cualquier acto de presunta corrupción

El Gobierno Regional del Cusco (GRC) explicó sobre las observaciones que hizo la Contraloría General de la República (CGR) en relación a la implementación de Sala UCI en el Establecimiento de Salud de Accamana, además de un supuesto perjuicio económico generado con su implementación por más de S/ 373 mil.
Al respecto el gerente general del GRC, Ángel Elías Paullo, acompañado de todo el equipo técnico que está a cargo dicha labor, informaron sobre dichas situaciones adversas detalladas por el órgano de control, las mismas que han sido alcanzados al gobernador regional.

La construcción y equipamiento de una Sala de Cuidados Intensivos en el establecimiento de salud de Accamana, es un anexo del Hospital Regional Cusco en la Localidad Picol Orcconpujjo, en San Jerónimo, la misma que demanda una inversión de S/ 4 millones 792 mil 964.

El equipo técnico de la Gerencia Regional de Infraestructura (GRI) explicó por ejemplo sobre el retraso en la formulación del expediente técnico y se detalló que se ha hecho las modificaciones justificadas y sustentadas debido a los cambios de la normativa por parte del sector salud por la situación de la pandemia del coronavirus “En el expediente técnico de la IOOAR se ha realizado dos modificaciones justificadas y plenamente sustentadas por el cambio de la normativa a nivel nacional y recomendaciones técnicas del área usuaria (DIRESA), en el entender que durante este periodo por ser el coronavirus una enfermedad nueva no existía normativa ni protocolos exclusivos para el COVID- 19 cuando se inició con la elaboración del expediente técnico primigenio”, señaló por ejemplo uno de los profesionales de la subgerencia de estudio de la GRI.
De la misma manera en relación a la observación hecha a los instrumentos de gestión la señalización y evacuación, planos del sistema de agua contraincendios, detección y alarma de incendio y planos sobre la gestión de manejo de residuos sólidos, y otras, los profesionales aclararon que, en principio que no se señaló en los planos respectivos, en el sentido que no es una construcción nueva, sino una infraestructura existente la que se está adecuando para albergar a pacientes críticos COVID- 19 cuando la situación así lo amerite.
En la cita de prensa se informó por ejemplo que, si bien dentro del plano no existe detalles sobre la instalación de un sistema contra incendios, es porque este sistema se ha considerado que sea inalámbrico, la misma que no necesita una red de instalación. Se manifestó también que algunas observaciones son sobre algunos implementos para una infraestructura con segundo nivel a más y, el caso de Accamana no es el caso, pues este solo tiene un solo nivel. Refieren que esa misma situación ocurre con el manejo de los res residuos sólidos, que también ha sido materia de observación.

DIRESA.

A su turno el jefe de la Planificación de la Dirección Regional de Salud (DIRESA), Danilo Palomino, explicó que, a pesar del corto tiempo, con el acondicionamiento de Accamana se ha tomado las medidas urgentes, a fin de tener suficientes camas UCI para pacientes COVID-19 y no se vea desabastecido como ocurre en otras regiones e incluso se ha contratado a más de cien trabajadores para cuando sea necesario contar con ellos, quien aclara que no se puede esperar al último momento, pues eso sí sería una negligencia.
En relación al supuesto perjuicio económico de S/ 373, 132,62 que se podría generar con la adquisición de un determinado número de bombas de infusión, considerados en el Plano de Equipamiento de Expedientes Técnico y adquiridos finalmente en un número de 48 de estos equipos, el profesional de la DIRESA menciona que no se puede señalar de una pérdida económica y de un supuesto perjuicio, pues señala que finalmente los profesionales determinaran – de acuerdo a la gravedad- su uso, puesto que estos equipos son importantes para inyectar nutrientes a los pacientes críticos del COVID-19.
Se precisó también que la categoría de referido centro es actualmente de nivel I-III y no se pretende re categorizar, sino simplemente realizar su implementación necesaria por la pandemia del coronavirus, por lo que concluido este tiempo volverá a su estado anterior y solo se implementa como un anexo del Hospital Regional del Cusco para atender a los pacientes críticos del COVID-19.

Según el Informe de Hito de Control N°5355-2020-CG/GRCU-SCC, existe el riesgo de que se retrase el funcionamiento del establecimiento de salud para la atención a pacientes COVID-19 debido a que el GORE formuló en 53 días calendarios hasta 3 expedientes técnicos para la IOARR en el establecimiento de salud Accamana, además de un perjuicio económico superior a los 300 mil soles, entre otros.

NO HAY IRREGULARIDADES.

Finalmente, el gerente regional del GORE, Ángel Paullo, reafirmó que se trabaja con integridad desde la actual gestión para que todas las acciones emprendidas se realicen de la manera más correcta y aclaró que no existe ningún interés de dolo o algo por el estilo, por lo que deslindó con cualquier acto de corrupción que pueda presentarse en este trabajo de adecuación.
Sin embargo, el funcionario también valoró las observaciones que hizo la CGR y adelantó que alcanzarán documentadamente todas las acciones emprendidas a las observaciones, pero a la vez precisó que, si existe algún grado de responsabilidad administrativa de los profesionales en la ejecución de este proyecto, la actual gestión los sancionará.
Finalmente, sobre la conclusión del establecimiento y su implementación, Paullo señaló que está próximo a entrar en funcionamiento cuando la situación lo amerite; es decir cuando las otras UCIs ya no tengan mayor capacidad.

Más Popular