5 C
Cusco
lunes, junio 21, 2021
InicioSocialASALTO A LA FAMILIA ROMERO SE PLANIFICÓ DESDE EL PENAL DE QUENCORO

ASALTO A LA FAMILIA ROMERO SE PLANIFICÓ DESDE EL PENAL DE QUENCORO

Hecho sangriento en el 2017 terminó con la vida de un joven, mientras que su padre quedó gravemente herido

El 25 de diciembre del 2017 en plena navidad, Kenneth Rogers Romero Chevarría (33) y su padre Roger Alex Romero de la Cuba (73) fueron disparados por delincuentes a quemarropa en la Urb. Fray Martín del distrito del distrito de San Jerónimo, pues padre e hijo sorprendieron a los facinerosos en el interior de su vivienda cuando sustraían dinero. Lamentablemente el joven falleció camino al hospital, mientras que su padre tras estar en coma por algunas semanas pudo recuperarse.
Hoy, luego de más de dos años el caso ha sido esclarecido y los responsables fueron sentenciados por tres magistradas de la Corte Superior de Justicia del Cusco, pero también se supo que el robo agravado fue planificado desde el interior del Establecimiento Penitenciario de Mujeres – Cusco, conocido como Quencoro. Increíblemente fue la sobrina de Roger Alex Romero de la Cuba quien habría planificado todo.

En enero del 2018 la policía capturó William Bermúdez (29) y Luis Castillo (43), quienes serían presuntos integrantes de la banda ‘Los Injerto de San Jerónimo’.

Roger Alex Romero, en los medios locales, tras los hechos había señalado que todo se trataba de un marcaje, pues recuerda que un día antes del robo agravado (24 de diciembre) el cachorro que tenían con su hijo apareció muerto.

LOS HECHOS.

Según las investigaciones realizadas por el Ministerio Público, Sheyla de la Cuba Gamboa, sobrina de Roger Alex Romero de la Cuba, purga condena por el delito de estafa en Quencoro, quien a través de otra interna informó a Roxana Zavala, que su tío (Roger Alex Romero) tenía guardado en su vivienda la suma de 21 mil soles y 5 mil dólares. Dicha información, sirvió para que la sentenciada en complicidad con otros delincuentes realicen actos de marcaje en la vivienda de Roger Alex Romero, ubicada en el distrito de San Jerónimo.
Para este propósito, la interna Sheyla habría aprovechado la visita de su tío al penal para sacarle toda la información de sus actividades, la misma que fue utilizada para alertar a los delincuentes y que consuman el delito.
Es así que su tío y primo irían el 25 de diciembre a almorzar a la casa de su hermano para celebrar la navidad, circunstancia que fue aprovechada para que Franklin Saavedra Espinoza, William Yasmani Bermúdez Gamboa y Eusebio Llanos Quispe, ingresaran a la vivienda en busca del dinero, aproximadamente a las 15:30 horas.
Los delincuentes no sospechaban que las víctimas retornarían rápido a su vivienda, y al ser descubiertos, uno de ellos, el ahora prófugo de la justicia Franklin Saavedra, quién se encontraba de campana (vigilaba los exteriores de la vivienda), habría disparado con su arma de fuego a Kenneth Romero en la cabeza y a Roger Alex Romero en el estómago.
La policía tras constituirse en la vivienda ese 25 de diciembre, trasladaron a las víctimas al Hospital Regional de Cusco, donde lamentablemente Kenneth Romero falleció a causa de una hemorragia producto del impacto de bala, mientras que su padre, fue intervenido quirúrgicamente por la herida de bala que recibió estando internado por varios meses e incluso en estado de coma.

SENTENCIA.

Las magistradas del Juzgado Penal Colegiado Supraprovincial de Emergencia, integrado por las juezas Fortunata Mamani, Yolanda Yunguri y Yohanna Beny Gallegos, sentenciaron a 35 años de pena privativa de libertad efectiva, a William Yasmani Bermúdez Gamboa, Eusebio Llanos Quispe, Roxana Zavala Ccolqque, todos ellos en calidad de autores y a Sheyla de la Cuba Gamboa en calidad de cómplice primaria, por el delito contra el patrimonio en la modalidad de robo agravado con subsecuente muerte y lesiones graves en agravio de Kenneth Rogers Romero Chevarría (33) y Roger Alex Romero de la Cuba (73). Este último, catedrático de la Universidad Nacional de San Antonio Abad del Cusco.
De la misma manera, el colegiado, también sentenció a 15 años de cárcel a Luis Alberto Castillo Ojeda, por el mismo delito como cómplice secundario, quien actuó como chófer del asalto.

UN PRÓFUGO.

Al momento, todos los implicados del robo ya están capturados y purgan sentencia en el Establecimiento Penitenciario de Quenqoro, a excepción de Franklin Saavedra Espinoza, quien actualmente se encuentra con orden de captura, aunque aún no está considerado en el programa de recompensas del Ministerio del Interior.

Más Popular